Health Information

La dura y fría verdad sobre cómo sobrevivir el cruel tiempo invernal

La dura y fría verdad sobre cómo sobrevivir el cruel tiempo invernal

Unos médicos ofrecen consejos prácticos para afrontar las temperaturas, que están rompiendo récords

MARTES, 7 de enero de 2014 (HealthDay News) -- El tiempo frío, que ha batido récords y que tiene en vilo a gran parte de Estados Unidos, puede conllevar unos riesgos extremos de salud, advierten los médicos.

"Lo mejor es limitar sus actividades al aire libre todo lo posible, ya que la exposición prolongada puede conducir al congelamiento y a la hipotermia", señaló el Dr. John Marshall, presidente de medicina de emergencias del Centro Médico Maimonides en la ciudad de Nueva York. "Ambas afecciones pueden hacerse graves, incluso letales si no se tratan".

Las temperaturas de congelación del lunes rompieron los récords para la fecha en Chicago, donde el mercurio descendió a los -16 Fº (casi -27 Cº). También se rompieron récords en Oklahoma y Texas, reportó Associated Press.

En Atlanta, que por lo general tiene un clima más moderado, la temperatura descendió a los 8 Fº (-13 Cº). Y la ciudad de Nueva York experimentó el martes por la mañana un récord mínimo de 4 Fº (-15.5 Cº).

Cuando las temperaturas bajan tanto, hay muchas formas sencillas de protegerse para evitar una lesión grave, planteó Marshall.

Entre éstas se encuentran:

  • Use ropa cálida. Ponerse la ropa en capas proveerá el mejor aislamiento y retendrá el calor corporal. Usar una capa externa no permeable minimizará los efectos de los vientos fuertes.
  • Proteja sus extremidades. Las manos y los pies están en mayor riesgo de congelación porque el calor corporal se reserva de forma natural en el torso para proteger a los órganos vitales. Así que use un par adicional de calcetines, y elija mitones en lugar de guantes porque los dedos se mantendrán más calientes si están juntos.
  • Use un gorro. Alrededor del 30 por ciento del calor corporal se pierde por la cabeza. Los gorros que cubren las orejas y la nariz son particularmente buenos.
  • Use unas botas de invierno que encajen bien. Las botas demasiado apretadas pueden limitar o interrumpir la circulación en los pies y los dedos de los pies. También elija unas botas aisladas y que tengan la suela texturizada porque las muescas proveen tracción en el hielo y la nieve.
  • Permanezca hidratado. El cuerpo utiliza mucha energía para permanecer caliente. Beber bastantes líquidos es importante porque su cuerpo necesitará hidratarse con frecuencia cuando lucha contra el frío.
  • Quítese la ropa mojada lo antes posible.

Cuando salga al frío, la parte de su piel que está expuesta se enfriará rápidamente, señalan los expertos. Esto puede conducir a un menor flujo sanguíneo y la temperatura de su cuerpo puede descender, dejándole susceptible a la congelación y a la hipotermia.

Según Marshall, la congelación "comienza con unas sensaciones de hormigueo o punzantes. La cara, los dedos de las manos y los de los pies son las primeras partes del cuerpo afectadas. Entonces se pueden entumecer los músculos y otros tejidos". Otras señales de congelamiento incluyen enrojecimiento y dolor en la piel. Esto puede conducir a una piel descolorada y entumecida, comentó.

La hipotermia, que muchas veces acompaña a la congelación, puede afectar al cerebro, haciendo que pensar con claridad y tomar buenas decisiones resulte más difícil. Las señales de advertencia de la hipotermia incluyen temblores, confusión, habla poco clara y somnolencia, apuntó Marshall.

"Si nota cualquiera de esos síntomas, debe proteger la piel expuesta, acudir a un lugar cálido y buscar tratamiento médico de inmediato", enfatizó.

Algunas personas son particularmente vulnerables a los peligros del tiempo frío. Incluyen a las personas mayores, a las que sufren de diabetes o de problemas del corazón o de la circulación, y a las personas que utilizan alcohol, cafeína u otras sustancias que inhiben la capacidad del cuerpo de protegerse del frío.

El Dr. Robert Glatter, médico de emergencias del Hospital Lenox Hill en la ciudad de Nueva York, dijo que hay varios factores claves que determinan cuánto tiempo las personas pueden aguantar el frío extremo. Esos factores son la velocidad del viento, qué tan bien vestida va la persona, y si la piel está mojada o húmeda.

Quitar la nieve con pala o trabajar en temperaturas extremadamente frías puede resultar peligroso, porque el sudor reduce la capacidad de la ropa de proveer el aislamiento necesario.

Vestirse en capas podría ayudar. Use la "directriz de las tres capas" para contar con un aislamiento más efectivo. La primera capa ayuda a absorber la humedad o el sudor. La segunda capa sirve de aislamiento, mientras que una tercera capa externa fuerte puede ayudar a bloquear el frío, señaló Glatter.

Si cree que usted u otra persona sufre de congelamiento, acuda a un profesional de la atención médica lo antes posible, o llame al 911. Si no puede obtener atención médica inmediata durante al menos dos horas, recaliente el área afectada con agua tibia, pero no debe estar hirviendo ni excesivamente caliente. Y beba líquidos tibios no alcohólicos, aconsejó Glatter.

Cindy Lord es directora del programa de asistentes médicos de la Facultad de Medicina Frank H. Netter de la Universidad de Quinnipiac en Hamdem, Connecticut. Cuando aconseja a las personas sobre cómo afrontar el frío, le gusta concentrarse en cuatro puntos básicos.

  • Cúbrase: Use un gorro u otra cobertura protectora para evitar la pérdida de calor corporal por la cabeza, la cara y el cuello.
  • No se agote: Evite las actividades que le hagan sudar mucho. Esto puede hacer que su cuerpo pierda calor más rápidamente.
  • Use capas: Vístase en capas. Use ropa holgada, en capa y ligera. Unas capas internas de lana, seda o polipropileno conservan el calor corporal mejor que el algodón.
  • Hay que estar seco: Manténgase tan seco como sea posible. Quítese la ropa mojada lo antes posible. Mantenga manos y pies secos.

Más información

Para más información sobre cómo protegerse del frío, visite los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE. UU. (http://www.bt.cdc.gov/disasters/winter/guide.asp )

Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com (http://holadoctor.com )

© Derechos de autor 2014, HealthDay

logo

FUENTES: John Marshall, M.D., chair of emergency medicine, Maimonides Medical Center, Brooklyn, N.Y.; Robert Glatter, M.D., emergency medicine physician, Lenox Hill Hospital, New York City; Cindy Lord, clinical associate professor and director of the physician assistant program, Frank H. Netter MD School of Medicine at Quinnipiac University, Hamden, Conn.; Associated Press